Datos personales

Mi foto

Profesor de econometría en la Universidad Complutense. Bloguero y tecnófilo.

domingo, 14 de agosto de 2011

FAQs sobre la crisis de la deuda (II): Sexo, mentiras y ventas en corto …

La semana pasada estuvimos hablando sobre la operativa que ha creado una tormenta financiera en los mercados de deuda pública. Desde entonces se han producido muchas novedades: Standard & Poor’s rebajó su valoración de la calidad de la deuda estadounidense. El Banco Central Europeo (BCE) empezó a comprar deuda española e italiana, estabilizando sus precios y, consecuentemente, su prima de riesgo. Tras la intervención del BCE, se inició una campaña orquestada  - así se ha empezado a reconocer abiertamente -  en contra de la solvencia de la deuda y los mayores bancos de Francia.

En cuanto a la Bolsa, los índices bursátiles de todo el mundo han continuado cayendo. En muchos casos, estas caídas han estado propiciadas por oleadas de operaciones similares a las que han hundido los precios de la deuda pública. En una decisión con precedentes (pero pocos) cuatro gobiernos de la Unión Europea han decidido prohibir temporalmente las ventas en corto decisión que, a día de hoy, parece haber calmado las bolsas europeas.

Hoy continuaré explicando estos acontecimientos usando, nuevamente, la metáfora de una conversación entre el arbitrista y un lector. En un tercer y último post discutiré el papel que está jugando la tecnología en estas crisis y cómo puede utilizarse para evitarlas en el futuro.

Lector.- “Hola de nuevo, arbitrista.”

Arbitrista.- “Bienvenido una vez más, lector.”

L.- “En nuestra última conversación se me quedaron algunas preguntas en el tintero. ¿Te importa si intentamos aclararlas?”

A.- “Se hará lo que se pueda. Las preguntas sin responder son como picores en esa zona de la espalda que uno nunca consigue rascar bien: al final conviene pedir ayuda.”

L.- “La semana pasada dijiste que era posible combinar una apuesta a la baja en el mercado de deuda con otras en mercados distintos. ¿Tiene esto algo que ver con las caídas que se han producido en las bolsas europeas?”

A.- “Si. Creo que tiene que ver con las caídas que se han producido en las bolsas europeas y con fuertes tomas de posición a futuro sobre otros activos, como son el oro, el franco suizo o el yen japonés.

La idea es que si uno cuenta con que se deprecie la deuda pública en euros, resulta relativamente fácil predecir otros movimientos. Por ejemplo, se puede razonar que: ‘Los gobiernos intentarán recuperar su solvencia anunciando subidas de impuestos y recortes de gasto. Como el crecimiento económico es aún frágil, esto empeorará las expectativas en toda la zona y hundirá las bolsas.’ O bien: ‘Si los inversores venden deuda y acciones en euros comprarán valores de refugio (oro) y activos financieros denominados en divisas fuertes (franco suizo o yen)’. A partir de estas predicciones pueden hacerse inversiones colaterales muy rentables.”

L.- “Tal como lo cuentas, parece como si la situación actual fuera una operación planificada y ejecutada a gran escala.”

A.- “Pues sí. Creo que estamos presenciando un atraco a gran escala, realizado a la luz del día y que, lamentablemente, será muy difícil de perseguir y castigar. Además no sólo perjudica a millonarios y grandes instituciones financieras: perjudican también, de forma directa, a pequeños ahorradores, y de forma indirecta a todo el mundo, ya que la crisis de la deuda previsiblemente dará lugar a bruscas subidas de impuestos, duros recortes de gasto y a un aumento de la morosidad de las administraciones públicas. Todo esto reducirá el crecimiento económico y producirá pérdidas generalizadas de bienestar.”

L.- “Lo que dices es muy grave … ¿Estás seguro de que es así?”

A.- “Naturalmente que no. Pero hemos visto cómo se producían sucesivamente turbulencias en torno a la deuda de Irlanda, Grecia y Portugal, que han desembocado en rescates a gran escala, que se han visto seguidas por los actuales ataques a la solvencia de Italia y España. También hemos visto cómo la intervención del BCE ha dado lugar a una rápida y virulenta campaña en contra de la solvencia de la Francia y de sus principales bancos. Finalmente, hemos visto cómo el anuncio de Standard & Poor’s sobre la rebaja en la calificación de la deuda estadounidense se filtró a los mercados. Por no mencionar que se produjo a pesar de que el gobierno de EE.UU. había demostrado a la agencia calificadora que sus cálculos inflaban la deuda estadounidense en dos trillones (millones de millones) de dólares.

Haga usted su propia valoración de estos hechos. A mí me parece que merecen una investigación profunda por parte de la policía y los reguladores financieros.”

L.- “¿Y es la primera vez que ocurre algo así?”

A.- “No. Recuerde usted que en 1992 un grupo de operadores capitaneado por George Soros utilizó las ventas en corto para expulsar la libra esterlina y la lira italiana del sistema monetario europeo. Años más tarde, el propio Soros calificaba las operaciones en corto y con derivados de ‘armas financieras de destrucción masiva.’

Aquello ocurrió. Hoy sabemos con exactitud qué pasó y cómo lo hicieron. Creo que está sucediendo de nuevo.”

L.- “¿Y qué puede hacerse para evitar o frenar este tipo de ataques especulativos?”

A.- “Pues creo que cuatro cosas: intervenir directamente en los mercados, como ha hecho el BCE, promulgar leyes, recaudar tasas o cambiar reglas que afectan a las operaciones financieras.”

L.- “¡Menos mal! Parece que hay muchas soluciones … ¿en qué consisten?”

A.- “Efectivamente soluciones hay, pero cada una tiene sus propias dificultades y limitaciones.

De todas formas, si le parece. Quedamos para hablar de soluciones dentro de unos días. Estamos en verano (aunque sea un verano revuelto y tormentoso) y debemos dedicar algo de tiempo a nosotros mismos y a nuestros seres queridos.”

L.- “Muy bien. Reanudaremos pues esta conversación en unos días.”

A.- “Así lo haremos.”

2 comentarios:

  1. pero, ¿no se creo el sistema interlinking para grandes operaciones financieras? (Target 1,2..)?

    ademas precisamente una de las bondades del € (a pesar de sus inconvenientes) es que es una moneda lo suficientemente poderosa para aguantar ataques especulativos...
    No veo tan plausible la "conspiracion" señor Jerez.

    se agradece leer algo interesante...

    ResponderEliminar
  2. Estimado Anónimo,

    Efectivamente, el sistema TARGET conecta en red los sistemas de pagos parciales preexistentes. Es un gran avance en tecnología aplicada y una herramienta financiera de primer orden.

    En cuanto a mi "teoría de la conspiración" reconozco abiertamente que los sucesos de la primera quincena de Agosto pueden ser una secuencia de eventos fortuitos a los que una mente calenturienta (la mía) ha dado da una aparente estructura. Puede que sí ... o puede que no.

    Coincido con usted en que es difícil atacar el euro, pero es que el ataque no lo ha recibido el euro sino la deuda pública de los países llamados "periféricos" e incluso, a través de rumores infundados, la de un país tan poco periférico como Francia.

    Muchas gracias por su interesante comentario. Un cordial saludo,

    ResponderEliminar